Una carrera a lo Parchís por la Sixtina

Una buena opción para enseñar la Capilla Sixtina (además de ir a Roma o de seguir los alucinantes hilos de @miqueldelpozo) es optar en clase por maravilla de visita virtual (si hay wifi potente, una quimera en las aulas de este país). En mi IES no se puede y se me ocurrió hacer un bingo (abajo en a4) proyectando por el cañón imágenes de las paredes (ciclos de Moisés y de Jesús) y de la bóveda (Génesis, Profetas, Sibilas, Antepasados de Cristo, Señales de la salvación de Israel). Pero @focdencenalls  me propuso hacer un juego más elaborado sobre el asunto y en Navidades diseñamos esta especie de Parchís (para 4) cuyo objetivo es llegar al Juicio Final con la mayor cantidad de cartas a través de 4 fases.

bingo cap. sixt.jpg
Idea de juego original (para imprimir en a4 y que cada alumnx tenga 1). Se proyectan 45 imágenes desordenadas y ellos las tachan si las reconocen. Demasiado difícil…

 

 

CAP.SIX.OK.tablero.a3
Tablero para el parchís maquetado en a3 (en a2 sería mejor pero es más difícil de imprimir). Se puede imprimir en blanco y negro y luego pintar las casillas o poner pegatinas.

REGLAS por FASES. Nº de jugadores, 4 (pero también 3 y 2). Tiempo aproximado: 1 hr/1,5 hr. Objetivo, llegar primero a la casilla de Juicio Final y salvarte con el mayor nº de cartas. Componenetes, 1 tablero a3, 60 cartas plastificadas y recortadas de 3 a4s (20 cartas por hoja), fichas de parchís, dado. Niveles, lo han jugado en 3º (tema Renacimiento) en 2 sesiones y bien; me dieron feedback de mojoras ya incorporadas en esta versión. Quiero probarlo (en 1 sesión) con Arte de 2ºbach.

Fase 1: Cada jugador (rojo, amarillo, verde y azul) avanza por turnos por las casillas. Si cae en una de cuadro (las 60 imágenes están boca arriba -por el otro lado tienen el nº para comprobar si es la correcta-) y lo adivina, lo pone tapando el título y apunta el nº para saber que es suyo. Tira el dado de nuevo hasta que falle. Si caes en casilla del color de un contrincante y adivinas el título de uno de sus cuadros (que está tapado por la imagen), te lo quedas (apuntas su nº y el otro lo desapunta). Así hasta hacer los 14 frescos de la vida de Moisés y de Jesús.

Captura de pantalla 2018-01-19 a la(s) 17.25.39
Hay 14 cartas de ignudis, como los frescos de la vida de Moisés (7) y de Cristo (7).

Fase 2: Cada jugador consigue tantos ignudis como frescos tenga (hay 14 de estos genios desnudos grecolatinos que en la tradición cristiana se sustituyen por los amorcillos o cupidos, como 14 son los frescos de Moisés y Jesús). Los 2 jugadores que más tengan combaten en la fase 2. El que tenga más frescos coge, sin mirar, 5 de los 7 profetas, el 2º coge las 5 sibilas. Cada cristiano profeta y pagana sibila son seres humanos especiales, ¡capaces de contactar con la divinidad! Pero no todos de igual manera, de ahí su puntuación. Se enfrentan carta a carta, 5 enfrentamientos. Si hay empate cada cual se queda la suya. Y cuando no hay empate el que gana se queda con las dos. Los que quedaron en 3ª y 4ª posición se quedan, cada uno, con 2 cartas de las 4 de Antepasados de Cristo, que muestran a la humanidad (pueblo de Israel) perdida y desolada antes de la llegada del Mesías.

Captura de pantalla 2018-01-19 a la(s) 17.25.57
4 cartas de Antepasados de Cristo

Fase 3. Los 4 jugadores entran en la fase 3, cuyo objetivo es conseguir los 4 frescos de las esquinas que representan señales de la salvación del pueblo de Israel (de la 15 a la 18) y los 9 frescos de la bóveda (del 19 al 27) que representan el comienzo del Génesis, primer libro de la Biblia, de la Separación de la luz y las tinieblas a la Borrachera de Noe. Para conseguirlas, no se utiliza el dado. Cada jugador puede acceder a los frescos (del 15 al 27) que tenga junto a sus cartas de Sibilas, Profetas o Antepasados de Cristo (estos tienen que elegir dos posiciones cada uno, de las 8 que hay). Y si adivinas la imagen, la apuntas y la colocas en su lugar y puedes intentar acertar una contigua. Luego el turno pasa al siguiente. Una vez conseguidas todas las imágenes, el objetivo es llegar a la casilla del Juicio Final para la última fase, la 4, y para llegar sí que te mueves con el dado.

Fase 4. El que llegue primero y se salve pone fin al juego, que gana el que más fichas ha cogido, desde las vidas de Moisés y Cristo al Jesucristo y los 2 autorretratos que Miguel Ángel que pintó en el Juicio Final. Porque se acaba si, al llegar al Tribunal de la Segunda Muerte (y Definitiva: paraíso o infierno forever), juntas, sin mirar ninguna de las 3 cartas, a Jesús con M.A. salvado (de monje) y pierdes si sacas a Jesús con el M.A. condenado (de piel desollada de San Bartolomé) teniendo que dar para salvarte con indulgencias 4 de tus cartas a la banca: el Papa Julio II. Y volver a intentarlo de nuevo. Si sacas los dos M.A.s, igual, vuelves a intentarlo de nuevo pero sin pagar indulgencia.

Captura de pantalla 2018-01-19 a la(s) 17.25.11
Miguel Ángel condenado, Jesús y Miguel Ángel salvado

Materiales para el juego. En pdf el tablero en a3 y las 3 hojas en a4 con las 60 cartas. En jpg, abajo:

cap.six.OK2
aquí hay ignudis, las 3 del JF, y las 7 de la vida de Moisés y la 1ª de la vida de Jesús.
cap.six.OK3
aquí están los 7 profetas, las 5 sibilas y las 6 restantes de la vida de Jesús, y 2 ignudis más
cap.six.OK
Aquí están las 9 de la creación, las 4 del pueblo israelita y las 4 de antecesores de Cristo

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s